domingo, 28 de septiembre de 2014

Gigantes disfrazados de molinos de viento.

"Quienquiera que seas que frente al temible lago estás mirando, si es que has venido a alcanzar el bien que, hundido bajo estas negras aguas se haya, muéstranos sin más tu fuerte pecho y arrójate, en su negro líquido, mójate una vez y otra, hasta que tu vida encuentre algo. Si así no lo haces, no serás digno de ver el hermoso signo que llevas dentro de ti."

- Capítulo 50. Don Quijote de La Mancha. Miguel de Cervantes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario