miércoles, 28 de septiembre de 2016

Crónicas de un adiós: Sería un crimen olvidarte.

Sigo buscando tu forma en las nubes, intentando entrañar los misterios que guardan las constelaciones, esperando una estrella fugaz porque así sabré que estás bien. Rezándote cada noche antes de acostarme, escudriñando entre los astros, susurrándote el anhelo de mi alma con la fuerza de un titán. 
Dándote las buenas noches aunque ya no tenga modo de besarte ese hermoso y alocado flequillo. 
Repitiendo costumbres, presa de la inercia y la rutina. Hilando los trozos rotos de mi corazón desolado, cosiendo parches, disimulando heridas que no cicatrizarán. 
Llorando, cada vez menos, en la quietud de la madrugada buscando tu calor y encontrando un vacío tan inmenso como escalofriante. 
Mi Xuxie, te extraño.

No hay comentarios:

Publicar un comentario